COMPAÑÍAS DEFECAFÓNICAS

compañias_defecafonicasTodavía no os había hablado de las compañías telefónicas y creo que es un tema muy importante a considerar.

El odio universal que existe contra ellas es totalmente comprensible. Rezas por no tener ningún problema con la conexión a Internet o con el precio de la factura a final de mes porque de lo contrario, comienza una cuenta atrás de sudor, nervios y mal estar general que te invade rápidamente por el hecho de tener que CONTACTAR A TU COMPAÑÍA TELEFÓNICA.

El enfado comienza en tu subconsciente y se incrementa en el momento en el que descuelgas el teléfono y te atiende un robot.

Y además te sugiere hacer una encuesta al finalizar la llamada por la calidad en la atención y el servicio recibidos. ¿Qué más le dará a un robot si no tiene sentimientos?

Por fin te atiende un ser humano al otro lado de la línea después de varios periodos lunares y tras explicarle el problema, tiemblas por saber si te lo va a resolver en ese instante o vas a necesitar que alguien vaya a tu domicilio. Esto es un incordio porque o no estás en casa cuando aparecen o por el contrario les esperas una eternidad y nunca llegan.

Y no digamos ya cuando queremos darnos de alta, nos dan por saco previamente hasta la saciedad y «nos dan toda clase de facilidades» para que se lleve a cabo el acuerdo de permanencia infinita y pacto con el diablo, ¿o no?

Ahora bien, te las vas a ver y desear para deshacerte de ellos…

Serán ellos los que te griten y te insulten.

Serán ellos los que te cuelguen.

Serán ellos los que dirán eso de «Mira, lo siento no me interesa» o «Lo siento, no está en casa en estos momentos» «¡Deja de molestarme a inapropiadas horas de la madrugada!» «No vive aquí, ¡Maldita sea!» Y frases así.

Es la ley de Murphy, si algo crees que va a fallar con tu módem o ADSL, fallará.  Si crees que te van a cobrar de más en la factura de teléfono a final de mes, créeme que te cobrarán mucho más de lo que has gastado y puede que sea por recibir mensajes procedentes de un número tal que así: 758595 o 330339, números fastidiosos de publicidad indeseada y promociones de canciones horteras que estás recibiendo porque has pulsado el botón que no debías: «Descárgate ahora la última canción de Pitbull o Justin Bieber» o te has descargado alguna aplicación en la que venía escondida toda esa mierder.

A veces la culpa no es de este tipo de mensajes y puede que tu compañía telefónica te esté cobrando por error de más en la factura o por desgracia te esté estafando.

Ojo con esto porque si no eres consciente, ese mes te quedarás más «pelao» que el pomo de una puerta. Respecto al tema de los mensajes indeseados o  les envías tú un sms con la palabra BAJA o vas a un establecimiento de tu compañía telefónica y les dices que te lo resuelvan que si no, les dejas por otra aunque saben que te va a ser muy difícil desprenderte de ellos así que vuelve la pescadilla a morderse la cola.

forocompadefecafonicas

La mayoría nos cobran precios desorbitados, nos obligan a firmar contratos de permanencia que a veces prorrogan sin nuestro consentimiento e incluso teniendo el derecho a irnos pasada esa permanencia, nos cobran multas excesivas sin motivo alguno. Es importante que sepáis cómo actuar frente a este tema y a quién acudir para que nos ayude.

Aquí tenéis un foro que habla sobre cómo reclamar a tu compañía telefónica y los pasos a seguir.

En España yo uso Pepephone porque personalmente creo que es la mejor compañía a nivel calidad-precio, comunicación, atención al cliente y transparencia que existe. Si residís en Londres os recomiendo GiffGaff porque al igual que Pepephone ambas tienen unas tarifas y coberturas interesantes.

Antes fui de Vodafone y no quiero ni que me la mencionéis.

 Y vosotros, ¿qué compañía defecafónica os está haciendo la vida menos llevadera?

NZNP

Caligrafía destacada de Enisaurus

Deja un comentario

Required fields are marked *.